Matan en su casa a Patricia Rivera Reyes, activista de derechos indígenas

Compartir en email
Email
Compartir en twitter
Twitter
Compartir en facebook
Facebook
Compartir en whatsapp
WhatsApp
Compartir en telegram
Telegram

Patricia Rivera Reyes, abogada, activista y defensora de los derechos de las comunidades indígenas del norte de México, fue asesinada de un disparo en la cabeza dentro de una vivienda localizada en Tijuana, indicaron el lunes autoridades estatales.

Rivera Reyes, de 61 años, murió la noche del sábado en un domicilio de la delegación Los Pinos, en el estado de Baja California, informó la Fiscalía estatal.

Según declaraciones aportadas por una testigo, Rivera estaba con otras personas en una celebración cuando tres hombres armados, vestidos con ropa oscura y encapuchados, ingresaron al domicilio y sometieron a los asistentes, a quienes les exigieron que les entregaran sus pertenencias.

Ante esto, la activista reclamó que le devolvieran su teléfono móvil, pero uno de los delincuentes se giró hacia ella y le disparó en la cabeza, precisó la Fiscalía estatal.

Te puede interesar: Condenan asesinato de activista trans en CDMX

En la noche de los hechos, también resultó lesionado por disparo de arma de fuego un hombre identificado como José “N”, a quien los atacantes le dispararon en la cabeza y el abdomen; fue trasladado herido al hospital.

La Comisión Estatal de los Derechos Humanos de Baja California lamentó el asesinato y exigió a las autoridades el esclarecimiento de lo ocurrido.

México, con historial de asesinatos de activistas

El gobierno de México reconoció a inicios de año que 97 defensores de derechos humanos y 52 periodistas habían sido asesinados durante la mitad del sexenio del presidente Andrés Manuel López Obrador.

Alejandro Encinas, subsecretario de Derechos Humanos, Población y Migración, reconoció que más del 90% de los asesinatos de activistas y periodistas no son sancionados.

En lo que va del año, ocho periodistas mexicanos han muerto, por lo que el 2022  ha sido considerado el año más violento para la prensa en décadas.

ic

Noticias relacionadas