Madre e hijo entre las posibles víctimas del “feminicida de Atizapán”

Compartir en email
Email
Compartir en twitter
Twitter
Compartir en facebook
Facebook
Compartir en whatsapp
WhatsApp
Compartir en telegram
Telegram

María Noé Mares Robledo y su hijo Edgar Neri Vargas Mares desaparecieron en 2016, siendo la última persona en verlos con vida Andrés ‘N’,  quien fue identificado como “el feminicida de Atizapán”.

De acuerdo con Matilde Mares Robledo, hermana de María Mares, ambos desaparecieron en la colonia San Juan Ixtacala en 2016, luego de haber convivido con Andrés “N”.

María Mares, buscaba un mejor futuro para su pequeño de siete años, por lo que Andrés ‘N’ aprovechó esa oportunidad para ofrecerle un lugar en un deportivo para que vendiera dulces.

Te puede interesar: Esposo de Reyna González, víctima del feminicida de Atizapán, narra cómo encontró el cuerpo de su pareja

Andrés ‘N’, era presidente del Consejo de Participación Ciudadana de Atizapán (Copaci), por lo que se había ganado la confianza de la comunidad.

Al parecer entre las víctimas del llamando "feminicida de Atizapán" hay una mujer y su hijo, quienes desaparecieron en 2016.

Al no tener noticias de su hermana Matilde Mares, decidió acudir al domicilio donde habitaba para verificar que todo estuviera en orden.

Sin embargo, al no encontrar algún indicio comenzó a preguntar a vecinos de la colonia, fue ahí donde el “feminicida de Atizapán” declaró haberla visto por última vez.

Matilde Mares, en ningún momento desconfió de Andrés ‘N’, pues al ser el presidente de la colonia, todos los vecinos tenían un buen “concepto” de él.

La hermana de María Mares, conserva la esperanza de que Matilde Mares y su hijo Edgar Neri Vargas Mares, se encuentren con vida.

Te puede interesar: Feminicida serial de Atizapán enfrentaría 40 años de cárcel por cada asesinato

Por lo que pide ayuda a la sociedad en general, pero sobre todo a los medios de comunicación para que se difunda la noticia, para poder comunicarse con María Mares.

Andrés “N”, identificado como feminicida de Atizapán, fue vinculado a proceso por el feminicidio de Reyna González.

El sujeto usaba sal para preservar los cuerpos de sus víctimas, las cuales hasta el momento ascienden a 15.

Andrés ‘N’, de 72 años, fue detenido por la Fiscalía General de Justicia del Estado de México (FGJEM).

A través de sus declaraciones ha confesado ser un feminicida serial, al haber cometido alrededor de 30 delitos de esta naturaleza durante 20 años.

Dentro de su domicilio fueron hallados restos óseos, credenciales de elector, ropa, calzado y bolsas de mujer, libretas con varios nombres, así como videos con supuestas grabaciones de asesinatos.

El feminicida de Atizapán fue ingresado al Centro Penitenciario de Tlalnepantla en el Estado de México, donde espera a que se dictamine su sentencia.

JGR