Será obligatorio participar en las consultas ciudadanas de aprobarse la iniciativa de Morena en la Cámara

Compartir en email
Email
Compartir en twitter
Twitter
Compartir en facebook
Facebook
Compartir en whatsapp
WhatsApp
Compartir en telegram
Telegram

Con la reciente Consulta Ciudadana para definir el destino del Nuevo Aeropuerto de la Ciudad de México, y la cual diera como resultado no seguir con la construcción en Texcoco.

El Presidente de la Junta de Coordinación Política y coordinador de la bancada de Morena en la Cámara de Diputados, Mario Delgado señaló en conferencia de prensa que se buscará que en noviembre próximo se apruebe en San Lázaro la Reforma  para que las consultas ciudadanas se realicen una vez cada año.

De aprobarse, los mexicanos estarán obligados a participar en las consultas populares que sean convocadas por el Congreso de la Unión.

Delgado acotó que la propuesta presentada en la Cámara baja señala que los únicos temas que no se podrán poner a consulta son los ingresos y egresos del Estado. Por ejemplo, la conveniencia de mantener el alza en el precio de la gasolina, porque las tasas impositivas estarán exentas de consulta.

La propuesta de Morena indica que para próximos ejercicios será necesaria la participación de 40% de los ciudadanos inscritos en la Lista Nominal de Electores (es decir, de 35.8 millones de mexicanos) para que las autoridades estén obligadas a acatar su resultado.

 

Como actualmente prevé la Constitución, quedarán exentos de ser consultados los derechos humanos, temas de seguridad nacional, la materia electoral y la organización, así como funcionamiento y disciplina de las fuerzas armadas.

A petición del Presidente, el Congreso de la Unión será el responsable de convocarlas con 33% de los integrantes del Senado o la Cámara de Diputados o del equivalente a 33% de los votos válidos emitidos en la última elección presidencial.

Hay que recordar que durante la campaña electoral, Andrés Manuel López Obrador prometió involucrar a la ciudadanía en la toma de decisiones de trascendencia nacional, como lo es el NAICM, la reforma energética y educativa, el uso lúdico de la mariguana o los derechos de la comunidad LGBTTI.

En 2014 las bancadas del PAN, PRI y PRD intentaron realizar consultas sobre tres temas, que al pasar a revisión de su constitucionalidad ante la Suprema Corte de Justicia de la Nación no pasaron la prueba. Los temas: el aumento del salario mínimo (PAN); disminución de legisladores de representación proporcional (PRI) y reforma energética (PRD).

Si la reforma procede, las reglas tienen que ser claras para los ciudadanos sobre las consultas, para así saber cuándo y cómo se tienen que implementar  además de contar con la certeza de que se cumpla con lo estipulado.

Habría que ver  si el presidente electo cumplirá al pie de la letra el compromiso de hizo sobre consultar al pueblo su continuidad a la mitad de su gestión y acatar la “revocación de mandato” de no ser favorecido con la consulta.

Las Consultas Ciudadanas son un reto muy importante, ya que es una oportunidad para perfeccionar la Morena en la Cámara de Diputados, de México.  

 

Deja un comentario