Petróleo mexicano se hunde a los 18.78 dólares

El valor del petróleo mexicano registró una baja de 22.36%, ubicándose en 18.78 dólares por barril, su nivel más bajo en lo últimos 18 años, desde el 4 de marzo de 2002.

Con respecto al viernes pasado, Petróleos Mexicanos (Pemex) informó que el precio de la mezcla mexicana de crudo de exportación se hundió 5.4 dólares, con respecto al viernes pasado.

El petróleo nacional arrastra un desplome de 68.4% o 40.57 dólares con respecto a su cotización máxima alcanzada en 2020.

En el año, el precio promedio del barril es de 45.88 dólares, por debajo de los 49 dólares que el gobierno garantizó para el presupuesto de 2020, mediante la contratación de un programa de coberturas petroleras que costaron 20 mil millones de pesos.

En su conferencia de prensa mañanera, el presidente Andrés Manuel López Obrador celebró que Pemex incrementó su producción ante el desplome de los petroprecios.

«Imagínense que nos agarre la caída en el precio del petróleo con un desplome en la producción. Ahora se cayeron los precios, pero tenemos producción, si no hubiésemos tenido, hubiese sido fatal», dijo este martes desde Palacio Nacional.

Por segundo día consecutivo, las cotizaciones internacionales del hidrocarburo se derrumbaron este martes, en medio de la competencia por mercado que mantienen Arabia Saudita y Rusia, y la menor demanda de crudo por las consecuencias del coronavirus en la economía mundial.

El barril extraído de Texas, conocido como WTI y referencia principal para la mezcla mexicana, finalizó hoy en 26.95 dólares y representó su nivel más bajo desde el 11 de febrero de 2016, luego de caer 6.1% o 1.75 unidades frente al lunes negro.

En tanto, el crudo del Mar del Norte, referencia en Europa y conocido como Brent, se hundió 4.4% o 1.32 unidades y terminó en 30.05 dólares por barril, el menor registro desde el 20 de enero de 2016.

En un comunicado publicado este martes, la agencia de calificación S&P Global pronosticó una recesión de la economía mundial este año, en la medida que el coronavirus se intensifica y el crecimiento se reduce drásticamente, en un contexto de mercados volátiles y creciente estrés crediticio.

También recortó su pronóstico para los precios del crudo y gas, y advirtió que algunas compañías petroleras con evaluación en terreno especulativo pueden enfrentar recortes de varios escalones a sus notas crediticias.

Por su parte, el banco británico Standard Chartered estimó que la demanda mundial de petróleo va a disminuir a una cifra récord en 2020, debido al rápido avance del coronavirus y las restricciones de viaje impuestas para contener su propagación.

Compartir

Share on whatsapp
WhatsApp
Share on facebook
Facebook
Share on twitter
Twitter
Share on linkedin
LinkedIn
Share on whatsapp
Share on facebook
Share on twitter
Share on linkedin
Noticias relacionadas