Pemex reconoció que en el gobierno de EPN el huachicoleo aumentó 262%

Compartir en email
Email
Compartir en twitter
Twitter
Compartir en facebook
Facebook
Compartir en whatsapp
WhatsApp
Compartir en telegram
Telegram

Se están llevando a cabo las comparecencias en la Cámara de Diputados de cada uno de  los servidores públicos por glosa del Sexto Informe de Gobierno.

Ayer tocó el turno al titular de Petróleos Mexicanos (Pemex), Carlos Treviño Medina, quien reveló que en lo que va de la administración se han registrado 40 mil tomas clandestinas tras ser cuestionado por el diputado federal del PRD, Mauricio Toledo.

De acuerdo con el funcionario las tomas clandestinas de combustible se dispararon en el sexenio del presidente Enrique Peña Nieto, en el cual este delito aumentó 262 %.

Dijo que el aumento del robo de combustible (huachicoleo) se debe a que grupos del crimen organizado se involucraron en este delito y a que Pemex “ha desarrollado toda una estrategia para tratar localizar más rápido las tomas y cerrar más rápido las tomas”.

Los estados que registran más tomas; son  Puebla, Hidalgo, Guanajuato, Veracruz y Jalisco mientras que los municipios más alarmantes son San Martín Texmelucan (Puebla); Tlajomulco de Zúñiga, Jalisco; Cuautepec de Hinojosa, Hidalgo; González, Tamaulipas y Tula de Allende, Hidalgo.

Treviño Medina argumentó que pese a las cifras, el robo no ha aumentado y se han tomado medidas para combatirlo como el despido de 40 trabajadores por estar presuntamente vinculados a este delito.

El funcionario reveló que Pemex ha presentado más de nueve mil denuncias por robo de combustible, han detenido a cerca de 1,600 personas, de las cuales apenas 189 están en prisión preventiva.

Previo a los cuestionamientos que Mauricio Toledo le hizo al titular de Pemex, dijo que el costo anual que Pemex paga por robo de combustible “ha aumentado de 7 mil millones de pesos en 2012 a 30 mil millones en 2017”, y que con lo robado en ese tiempo se podría construir una nueva refinería o fortalecer programas de inversiones de la empresa productiva.

Otro de los temas que provocó un momento álgido en San Lázaro fue cuando el diputado del Partido Verde, Marco Antonio Gómez Alcantar cuestionó a Treviño Medina, sobre el caso Odebrecht.

Aunque Pemex ha rescindido sus contratos con Odebrecht, aún busca recuperar 122 millones de pesos que le dio en exceso por obras en la refinería de Tula, Hidalgo.

“Pemex Transformación Industrial acaba de presentar una denuncia reclamando el pago de los 122 millones de pesos que la Unidad de Responsabilidades nos señaló hace unos días”, expuso Treviño.

También informó que la PGR ha interrogado a 20 funcionarios, incluidos algunos de Pemex, así como a dos exintegrantes de Odebrecht, entre ellos el directivo Marcelo Odebrecht, por el caso.

“El 5 de abril de 2017 publicamos en Internet los cuatro contratos que celebramos con esa empresa. El 6 de junio de 2017 rescindimos el contrato de Tula 2, que era el que estaba vigente”, expuso en su comparecencia.

También mencionó la sanción administrativa impuesta por la Secretaría de la Función Pública entre junio y septiembre de 2017, contra diferentes servidores públicos, por irregularidades en los procesos relativos al contrato de la refinería de Tula, de los cuales ya emitió cuatro resoluciones, “dos inhabilitando a la empresa y dos en contra de un servidor público”.

¿Hasta cuándo habrá sanción para alguno de los implicados en el caso Odebrecht?

Deja un comentario