Mujeres recurren a prostitución ante la falta de empleos formales

Compartir en email
Email
Compartir en twitter
Twitter
Compartir en facebook
Facebook
Compartir en whatsapp
WhatsApp
Compartir en telegram
Telegram
En la Ciudad de México el trabajo sexual ha sido la opción de miles de mujeres para enfrentar la situación económica derivada de la pandemia por covid-19.

En los últimos diez meses las calles de la capital han sido ocupadas por al menos tres mil personas que nunca habían ejercido el trabajo sexual, de acuerdo con la Brigada Callejera de Apoyo a la Mujer Elisa Martínez, A.C.

Además, la organización estima que alrededor de 40 por ciento de las trabajadoras y los trabajadores sexuales que habían dejado este oficio tuvieron que regresar tras perder algún empleo formal.

Las compañeras que regresaron o que se están incorporando son mujeres que tienen familias, son mujeres arriba de los 30 años y que están en una situación complicada para poder mantener la casa con la fluidez con la que lo hacían.

Las que se retiraron y tienen que regresar tienen arriba de 30 años, entonces estamos hablando de mujeres de 30 a 60 años, entonces también es complicado que puedan trabajar con la fluidez con la que lo hacían antes”, dijo a Excélsior Arlen Palestina, representante legal de la Brigada Callejera.

Uno de esos casos es el de una mujer que durante 36 años se dedicó a la prostitución, pero dos años antes de que iniciara la pandemia decidió cambiar su vida: se casó y comenzó a dedicarse al hogar.

A quien llamaremos Paty tiene 54 años y en julio pasado regresó a ocupar una esquina de la zona de La Merced. La decisión la tomó luego de que su marido empezó a tener problemas en el trabajo.

Hay días en los cuales económicamente le va bien al ser “ocupada” por tres hombres, pero ha tenido semanas en las cuales no logra ganancia alguna.

Sin embargo, su preocupación no solamente es por los ingresos, también teme por su salud, pues la Brigada Callejera estima que en lo que va de la pandemia más de 100 trabajadoras y trabajadores sexuales han perdido la vida por covid-19.

Esto a mí se me hace como una pesadilla, o sea, quisiera estar dormida, despertar y decir ‘todo esto es una pesadilla’. Uno ya no tiene la confianza de estarse ocupando con los clientes. Bueno yo, por lo menos en mi caso, me da miedo, porque pues yo oigo en muchas partes que dicen que está muriendo mucha gente por esta enfermedad (covid-19) o como se le diga, y pues a mí la verdad sí me da miedo, entonces pues tengo yo que estarme cuidando cuando salgo en la calle, cuando pues estoy ahí en eso”, refirió Paty.

En abril del año pasado la Secretaría de Inclusión y Bienestar Social de la Ciudad de México entregó un apoyo de mil pesos a mujeres y hombres dedicados al sexoservicio.

Un estudio de Conasida dice que 78 por ciento son madres solteras, entonces imagínate lo que es tener una vida sin seguridad social, sin un apoyo del gobierno. La mayoría te dice ‘yo estoy en la calle trabajando para darle lo mejor a mis hijos’”, sostuvo Raúl Velázquez, de la organización Tejiendo Pueblos, A.C.

La Brigada Callejera señala que actualmente 15 mil 700 personas ofrecen sus servicios en diferentes calles de la capital, principalmente en las alcaldías Azcapotzalco, Cuauhtémoc, Miguel Hidalgo y Venustiano Carranza.

Te puede interesar: Jóvenes se rentan por 500 pesos para hacer fila en módulos de vacunación Covid

JVR