Lo que se sabe de la fatal muerte de Martha Erika Alonso y su esposo Rafael Moreno Valle

Compartir en email
Email
Compartir en twitter
Twitter
Compartir en facebook
Facebook
Compartir en whatsapp
WhatsApp
Compartir en telegram
Telegram

Martha Erika Alonso tenía escasos diez días como gobernadora, después de un conflictivo proceso electoral, el 14 de diciembre asumió el cargo. Fue el lunes 24 de diciembre, previo a la Navidad cuando la gobernadora y sus esposo, el ex gobernador Rafael Moreno Valle, murieron junto a tres personas más al desplomarse el helicóptero donde viajaban –a diez minutos de haber despegado – en Coronango, Puebla.   

Con la información que hasta este momento se ha dado a conocer sobre el caso por parte del Gobierno Federal, es importante saber que sucedió y que pasará en el estado de Puebla.

El siniestro

El lunes 24 de diciembre a las 14:34 horas, el helicóptero modelo Augusta 109 Grand con matrícula XA-BON, un aerotaxi de ocho plazas que llevaba a bordo a quien era la actual y primera gobernadora de Puebla, Martha Erika Alonso, su esposo, el ex gobernador y actual coordinador parlamentario del PAN en la Cámara de Senadores, Rafael Moreno Valle; el asistente de éste, Héctor Baltazar Mendoza, y los dos pilotos; notificó a la torre de control del aeropuerto internacional de Puebla su despegue del helipuerto Triángulo de las Ánimas, ubicado en lo alto de una torre ejecutiva de oficinas corporativas, en la colonia Las Ánimas de la capital poblana.

Hasta el momento se desconoce cuál era el motivo por el cual la gobernadora y su esposo viajaban a la Ciudad de México, y si utilizaban frecuentemente este medio de transporte.

La Secretaría de Comunicaciones y Transportes (SCT), informó que tuvo acceso a las conversaciones de la torre de control, los capitanes del helicóptero, Roberto Javier Coppe Obregón, comandante de la aeronave, y el primer oficial Marco Antonio Tavera Romero, habían indicado previo al despegue que el destino del viaje sería el helipuerto Radio Capital, localizado en la colonia Lomas de Chapultepec, alcaldía Miguel Hidalgo en la Ciudad de México.

Tras salir del helipuerto, la torre de control del aeropuerto de Puebla  intentó nueve veces hacer contacto con los pilotos para que reportaran su ubicación precisa. Sin embargo, no hubo respuesta. Diez minutos más tarde, sobre las 14:44 horas, la comunicación se da por perdida.

El secretario de Seguridad Pública, Alfonso Durazo, dijo que lo último que se escucha de la comunicación con el helicóptero es un fuerte golpe, que se presume “es el de la caída” del aparato cerca de un rancho denominado San Carlos, que se ubica en la población de Coronango, a unos 30 kilómetros de Puebla capital, y a otros 120 kilómetros de Ciudad de México.

Dos horas después del siniestro, a las 16:33 horas, a través de su cuenta de Twitter el presidente Andrés Manuel López Obrador señaló que recibió información de un accidente en Puebla por el desplome de un helicóptero. “Por confirmar que iban la gobernadora Martha Erika Alonso y el ex gobernador Rafael Moreno Valle”, escribió.

A las 17:29 horas, a través de su cuenta de Twitter la Secretaría de la Defensa Nacional (Sedena) confirmó la noticia.

Y a las 17:42 horas, lo hace ya oficialmente el propio López Obrador.

Los pilotos

El 25 de diciembre en conferencia de prensa, el subsecretario de la SCT, Carlos Morán subrayó que “Ambos eran pilotos experimentados”, además de que tenían en regla sus licencias de vuelo y los certificados médicos.

El capitán Roberto Javier Coppe Obregón, el comandante de la aeronave, había cumplido desde septiembre de este año con su curso de actualización en vuelo de helicóptero, tenía mil 092 horas de experiencia de vuelo en helicóptero, pero, además, ya había sido previamente piloto comercial de “ala fija”, es decir, de aviones y avionetas, “cumpliendo con una buena cantidad de horas acumuladas antes de calificarse como piloto de ala rotativa”, añadió el subsecretario.

Mientras que el capitán Marco Antonio Tavera, en febrero tomó su curso de actualización. Contaba con 4 mil 677 horas de experiencia, “todas ellas en horas de vuelo en helicóptero”.

 

El helicóptero

La aeronave era propiedad de la empresa Servicios Aéreos del Altiplano S.A de C.V, dirigida por Rafael Torre Mendoza y José Antonio Torre Mendoza tiene su base en el Aeropuerto Internacional de Puebla. Mientras que el fabricante del fuselaje del aparato es la compañía italiana Augusta, y el de los motores, la canadiense Pratt & Whitney.

Ambos empresarios son proveedores de los gobiernos de Puebla, Tlaxcala y Baja California Sur.

El helicóptero es un modelo de siete años de antigüedad -2011- y con un tiempo total de vuelo de 2 mil 074 horas.

El subsecretario de la SCT apuntó que se trata “de una aeronave con pocas horas de utilización, y que se encontraba en buenas condiciones”.

Además cuenta con el certificado vigente de aeronavegabilidad, emitido el pasado 21 de septiembre de 2018 con fecha de vencimiento al 19 de septiembre de 2020.

 

La marina

En la segunda conferencia de prensa de las 19:00 horas de este martes, el titular de Seguridad Pública, Alfonso Durazo, informó que peritos de la Marina no encontraron restos de explosivos, ni de ningún material distinto al combustible del aparato siniestrado, en el análisis pericial de los restos.

“Después de un análisis exhaustivo, no se encontraron restos de explosivos, o sustancias ajenas al combustible”, recalcó Durazo, quien señaló que en el rastreo también participaron binomios caninos antiexplosivos.

 

¿Falla Mecánica?

La hipótesis principal hasta el momento apunta a que el helicóptero se desplomó por una “aparente falla mecánica”, según Durazo.

Por su parte, el subsecretario de Transportes, Carlos Morán, informó que fue hallada la “unidad de adquisición de datos” del helicóptero; la caja negra que graba segundo a segundo parámetros relativos, por ejemplo, las revoluciones de los motores de la aeronave, la temperatura, los posibles anuncios de advertencia, así como la posición en vuelo.

Esta resguardada para su análisis por una comisión investigadora en la que participan autoridades de la Dirección General de Aeronáutica, de la SCT.

Por ahora, el subsecretario de transportes, Carlos Morán, dijo que los primeros resultados de la investigación sugieren que el helicóptero “impactó contra el terreno de forma invertida, es decir, de cabeza”.

“En diferentes fotografías se puede apreciar que aparece el patín de cola elevado, y también aparece el rotor del aparato. Posiblemente, (el helicóptero) haya impactado con una inclinación de 60 grados”, expuso el subsecretario de la SCT.

“Pero daremos a conocer las causas del percance, con toda exactitud, en los próximos días”, precisó.

En la primera conferencia, los medios de comunicación cuestionaron a Carlos Morán si ya estaba descartada la posibilidad de que el helicóptero cayera por un posible “atentado”, a lo que éste respondió que “no se puede descartar ninguna causa”.

“Todas (las posibles causas) tienen que ser investigadas, cualquier causa”, destacó Morán, quien, junto al secretario Durazo, pidió que no se especule sobre las causas del siniestro.

“Hago un llamado a no hacer especulaciones y a no difundir noticias falsas que lastiman a las familias de las personas que perdieron la vida”, dijo Durazo, después de que el martes algunos medios difundieran un video que, supuestamente, mostraba el momento en que se desploma el helicóptero donde viajaba la gobernadora, pero que, en realidad, corresponde a un video de Youtube de la guerra civil de Ucrania, en 2014.

Apoyo internacional

El gobierno de México informó de la integración de una comisión investigadora, en la que participarán miembros de la Dirección General de Aeronáutica, de la SCT, ingenieros del fabricante italiano de la aeronave, Augusta, y del fabricante canadiense de los motores del helicóptero, Pratt & Whitney, así como la Procuraduría General de la República y la fiscalía del estado de Puebla para encontrar las causas que ocasionaron el desplome.

También se pidió apoyo a la National Transportation Safety Board de los Estados Unidos (NTSB, por sus siglas en inglés), una agencia federal que se dedica a investigar accidentes e incidentes de aviación en todo el mundo.

Pero en la conferencia del martes por la noche, Alfonso Durazo informó que esta agencia declinó la invitación, debido a la situación política que atraviesa estos días Estados Unidos ante el cierre parcial del gobierno, luego de que el Congreso no aprobará el presupuesto a la administración del presidente Donald Trump.

Ante la negativa, la SCT buscará ahora apoyo en el organismo encargado de la seguridad en el transporte del gobierno de Canadá, así como en otras agencias de investigación de varios países de la Unión Europea.

“Para no dejar duda alguna de las causas del siniestro, tenemos instrucciones del presidente de contar con los mejores investigadores internacionales”, resaltó Carlos Morán, de la SCT.

¿Quién tomará el cargo de la gobernadora?

Habían pasado 10 días, de que la panista Martha Erika Alonso tomó posesión del cargo a las cero horas del 14 diciembre en el Tribunal Superior de Justicia, luego de que el Tribunal Electoral del Poder Judicial de la Federación rechazó la anulación de la elección que solicitó Miguel Barbosa, luego de que esté Morena acusará irregularidades en la votación.

Pero tras la muerte de la primera gobernadora de Puebla, Jesús Rodríguez Almeida, secretario general del Gobierno, informó del fallecimiento y solicitó al legislativo el nombramiento de un gobernador interino.

De acuerdo con el artículo 57 de la Constitución Política de Puebla, el interino permanecerá en el cargo de tres a  cinco meses, esto hasta que se realice la elección extraordinaria. La cual dicta, en sus fracciones 17 y 18, lo siguiente:

“Elegir con el carácter de interino al ciudadano que deba sustituir al gobernador de elección popular directa, en sus faltas temporales, o en su falta absoluta, si ésta acaeciere en los dos primeros años del período constitucional (además de) convocar a elecciones, comunicando oportunamente al Consejo General del Instituto Electoral del Estado”.

La convocatoria a elecciones, establece la Constitución, deberá expedirse dentro de los 10 días siguientes a la ausencia del gobernador en turno, y los comicios para elegir al próximo gobernador deberán ser en un periodo no menor de tres meses ni mayor de cinco.

Deja un comentario