Exigen integrantes de la Cooperativa La Cruz Azul resolver demandas y amparos para no perder sus empleos

Compartir en email
Email
Compartir en twitter
Twitter
Compartir en facebook
Facebook
Compartir en whatsapp
WhatsApp
Compartir en telegram
Telegram

Integrantes de la Cooperativa La Cruz Azul, se manifestaron frente al Consejo de la Judicatura Federal (CJF) para exigir la restitución de más de 2 mil 500 trabajadores que fueron separados por la disidencia de José Antonio Marín y Víctor Velázquez.

Durante la protesta, los miembros de la cooperativa aseguraron que la remoción de los cargos se dio de forma “ilegal”, por lo que exigieron la participación del Poder Judicial de la Federación (PJF) para resolver de forma inmediata esta situación.

Además, pidieron al CJF dar prisa a la resolución de la queja administrativa en contra del Juez Quinto de Distrito en materia Civil, a quien señalan de haber dejado sin salario a más de 5 mil trabajadores, y de causar daños económicos para la Cooperativa, al haber revocado las medidas cautelares que daban validez a la Asamblea General del 26 de agosto, donde se eligió a Federico Sarabia y Alberto López como los presidentes del Consejo de Administración y Vigilancia.

Te puede interesar: Reaparece Jorge Morales alfil de Padrés; defiende a los secuestradores de la Cooperativa La Cruz Azul

Por ello, al manifestarse frente al Poder Judicial, los inconformes denunciaron que José Antonio Marín y Víctor Manuel Velázquez han contado con el apoyo de jueces que les han otorgado resoluciones ilegales.

Tal es el caso, como la resolución del Juez Sexagésimo del Tribunal Superior de Justicia de la Ciudad de México, -que recientemente renunció a su cargo- quien permitió que la disidencia tomara control de las oficinas centrales y de las cuentas de La Cruz Azul, lo que afecta a más de 10 mil  familias de las cooperativas hermanas de La Cruz Azul

Al respecto, hicieron un llamado a que jueces y magistrados actúen en el marco de la ley y sin favoritismos hacia la disidencia que constantemente emprende acciones para apoderarse del control total de la Cooperativa La Cruz Azul, incluyendo el intento de apoderamiento de la planta cementera de Tula, Hidalgo.

Hay que mencionar, que desde la entrada de Marín y Velázquez, 20 empresas están desaparecidas o bajo amenaza de desaparecer y de acuerdo con los cooperativistas, éstas se encuentran bajo terror laboral encabezado por la disidencia, quien ha provocado afectaciones directas que ponen en peligro el patrimonio de las familias de cooperativistas.