AMLO reconoció que es necesario que las Fuerzas Armadas sigan en las calles

¿En qué momento Andrés Manuel López Obrador cambió de opinión? Y es que durante su campaña política prometió la creación de la Guardia Nacional, la cual combatiría la violencia en México.


El pasado viernes el presidente electo reconoció que es necesario que las Fuerzas Armadas sigan temporalmente en las calles.

“Esto desde luego tiene que ser transitorio. Pero en el inicio de gobierno vamos a actuar de manera conjunta, para que de acuerdo a mis facultades se pueda contar con el apoyo del Ejército y la Marina en lo que tiene que ver con garantizar la seguridad interior en el país, y también por la situación de gravedad que  prevalece en materia de inseguridad y de violencia, vamos a apoyarnos en el Ejército y la Marina para garantizar la seguridad pública. Repito, va a ser un proceso para que en el mediano y largo plazo ya tengamos una Guardia Nacional, capaz de garantizar la paz y la tranquilidad en nuestro país”, declaró en conferencia.

Previamente, el titular de  Secretaría de Seguridad Pública, Alfonso Durazo, había descartado la creación de una Guardia Nacional, porque la prioridad del nuevo gobierno, según dijo, será perseguir las finanzas del crimen, y no detener a sus cabecillas.


“El objetivo de la Guardia Nacional era optimizar el aprovechamiento de todos los recursos de todas las instancias vinculadas a la seguridad, pero estimamos una serie de modificaciones legales que en este momento no tiene sentido para nosotros impulsar”, dijo el colaborador del presidente electo.


Hay que echar un vistazo al pasado, en noviembre pasado, López Obrador aún presidente de Morena presentó su proyecto de Nación, en el planteaba un retiro “paulatino y programado” de las Fuerzas Armadas, sin especificar fechas, y decía que se analizaría la conveniencia de crear una Guardia Nacional.


Tras su registro en diciembre, como precandidato oficial de la coalición Juntos Haremos Historia, su propuesta fue más explícita.

“Se creará la Secretaría de Seguridad Pública. Habrá mando único, porque desde el primer día del nuevo gobierno democrático asumiré la coordinación del gabinete de seguridad pública, como en el tiempo en que fui jefe del Gobierno capitalino. Se creará la Guardia Nacional, como lo establece la Constitución, para reorganizar e integrar a todas las corporaciones militares y policíacas”, señaló entonces.

Mantuvo esa postura por varios meses y explicó que no hacían falta modificaciones legales para integrar ese cuerpo, porque en la Constitución ya estaba establecido que el presidente puede constituir una Guardia Nacional para trabajar en todo el país.

“Habrá mando único y una Guardia Nacional integrada por elementos de todas las corporaciones policiacas y militares. Para la integración de la Guardia Nacional, no se requiere para ello de reforma constitucional, también está establecido en la Constitución”, dijo el 18 de febrero, cuando la Asamblea Nacional Electiva de Morena lo confirmó como su candidato a la presidencia.

Pero el pasado 8 de mayo en un encuentro con víctimas de la violencia al que el Movimiento por la Paz con Justicia y Dignidad convocó a los candidatos presidenciales. Ahí pasó de hablar de integrar las corporaciones a sólo coordinarlas mejor, con lo que dejaba entender que los militares seguirían siendo parte del combate a la inseguridad.

En ese entonces se le cuestionó sobre si vetaría la Ley de Seguridad Interior que dio a las Fuerzas Armadas mayores facultades en tareas de seguridad pública, pero dijo que esperaría la resolución de la Suprema Corte de Justicia de la Nación al respecto. Tampoco fijó una postura concreta al ser cuestionado sobre si sacaría al Ejército de las calles.

Después de ganar las elecciones y en una entrevista Carlos Loret de Mola le cuestionó  si mantenía la idea de combinar elementos del Ejército, Marina y policías en un solo cuerpo, a lo que contestó:
“Vamos primero a trabajar de forma coordinada todas las corporaciones para que haya mejores resultados. Ahora hay mucha dispersión. El Ejército actúa por su cuenta, hace lo propio, la Marina lo mismo, la policía federal, las policías ministeriales. Lo que queremos es unir a todas las corporaciones”.

Recientemente en una conferencia de prensa  el presidente electo anunció que después de reunirse con los actuales secretarios de Defensa y Marina, analizaría sus sugerencias para nombrar nuevos titulares de esas dependencias en octubre próximo, y así empezar el gobierno el 1 de diciembre ya con quienes trabajará para coordinar las acciones de seguridad. Descartó hacer cambios por el momento en la estructura del combate a la violencia.

“Necesitamos resolver el problema, en definitiva, con lo que  más convenga. Y lo vamos a hacer en el mediano y largo plazo. Vamos a actuar ahora en el corto plazo con el apoyo del Ejército y la Marina, vamos a llevar a cabo nuestro programa de manera conjunta, y de acuerdo a los resultados que se obtengan vamos a tomar ya una decisión que puede consistir en cambiar el marco jurídico. Pero no hacer ningún cambio ahora a la ley de la materia de seguridad pública en tanto no tengamos resultados. Vamos primero a operar en el marco legal actual. Tengo confianza de que vamos a salir adelante con la coordinación”, aseguró el pasado viernes.


¿Será que el presidente electo, Andrés Manuel López Obrador comienza a cambiar su discurso de su campaña y decepcionará a muchos mexicanos que confiaron en él?

 

Con información de Animal Político.

Compartir

Share on whatsapp
WhatsApp
Share on facebook
Facebook
Share on twitter
Twitter
Share on linkedin
LinkedIn
Share on whatsapp
Share on facebook
Share on twitter
Share on linkedin
Noticias relacionadas