Viróloga china genera controversia al reiterar que Covid-19 fue diseñado para atacar al ser humano

La viróloga china, Li-Meng Yan, quien escapó de su país tras las acusaciones que hizo en torno de la cepa del Covid-19, volvió a causar revuelo con sus declaraciones durante una entrevista a un medio español, al reiterar que el SARS-CoV-2 se originó en un laboratorio en China a partir de otros coronavirus de murciélago y fue liberado intencionalmente. 

«El supuesto origen natural del virus no se sostiene (…) Puedo afirmar sin ninguna duda que el SARS-CoV-2 fue liberado a propósito», señaló en el programa español Horizonte, con el periodista Iker Jiménez. «Estaba diseñado para atacar al ser humano, por lo que no necesitó ninguna adaptación», agregó.

Te puede interesar: Covid-19 podría ser una modificación de laboratorio

La doctora que en su momento formó parte del equipo de un laboratorio de referencia de la OMS en la Escuela de Salud Pública de la Universidad de Hong Kong, sostuvo que el mercado de Wuhan no fue el epicentro del brote. 

Asimismo, explicó que el virus SARS-CoV-2 podría ser un producto de laboratorio creado utilizando los coronavirus de murciélago ZC45 y / o ZXC21 como plantilla y/o columna vertebral. La posible creación del virus, podría lograrse en aproximadamente seis meses.

En este contexto, Li-Meng Yan ha acusado que el Gobierno chino retrasó deliberadamente la información sobre el virus, y expresó que las autoridades le insistieron en no cruzar la línea roja en torno a su postura sobre este virus. 

Según sus declaraciones, en el laboratorio de referencia de la OMS en la Escuela de Salud Pública de la Universidad de Hong Kong, le encargaron el análisis de la transmisión del virus, y fue entonces cuando la inmunóloga empezó a observar situaciones sospechosas que le hicieron pensar que no procedía de la naturaleza.

Seguir leyendo: CDMX adopta polémico método para contabilizar muertes por Covid-19

No obstante, cuando tomó la decisión de comunicar sus conclusiones a su superior le amenazaron, por lo que  tuvo que abandonar el país, cambiar su residencia a un domicilio indeterminado en Estados Unidos, no sin antes alertar al mundo de lo que estaba sucediendo. «A finales de abril, el Gobierno de China ya me tenía en el punto de mira y decidí huir a Estados Unidos».

La inmunológa, quien aseguró estar aparentemente protegida por el FBI, asegura que el coronavirus es un arma biológica sin restricciones y muy novedosa, creado para matar a gran escala. 

En su investigación también expone que el virus muestra particularidades biológicas que son incompatibles con un virus zoonótico, es decir, de origen natural. «En este informe, describimos la evidencia genómica, estructural, médica y de la literatura que, cuando se considera en conjunto, contradice fuertemente la teoría del origen natural», señalaron los investigadores.

Covid-19, Lin-Meng-Yan, OMS, SARS-COV-2 modificación laboratorio - Conspiracción
https://twitter.com/navedelmisterio/status/1319260333043744768

AE

Compartir

Share on whatsapp
WhatsApp
Share on facebook
Facebook
Share on twitter
Twitter
Share on linkedin
LinkedIn
Share on whatsapp
Share on facebook
Share on twitter
Share on linkedin
Noticias relacionadas