Unión Tepito convierte vecindades del Centro Histórico en verdaderas trampas mortales (Video)

Desde hace años, y bajo los ojos de las autoridades, la Unión Tepito, un poderoso cártel dedicado principalmente al tráfico de drogas, extorsión y secuestro, entre otros delitos, ha tomado el control de las vecindades del barrio y del resto del Centro Histórico.

Un ejemplo de ello es la vecindad en la que en días recientes fueron asesinados y torturados dos niños de 12 y 14 años. Ambos eran hermanos y sus padres indígenas mazahuas que habían migrado a la capital para incursionar en el comercio ambulante.

Se cree que Alan y Héctor fueron asesinados en dos vecindades del Centro Histórico que son controladas por La Unión Tepito, una de ellas está ubicada a tan solo unos pasos de donde vivían con sus padres.

Te podría interesar: FGJ realiza audiencia contra Édgar “N» por homicidio de niños descuartizados

De acuerdo con fuentes periodísticas, la primera vecindad, ubicada sobre la calle Belisario Domínguez, es controlada por la familia de Irving Herrera Segura, “El Irving”, mientras que la otra, en el número 49 de República de Chile, está bajó el control de la familia de Omar Sánchez Oropeza, “El Oropeza” o “El Gaznate”.

La Unión Tepito convirtió las vecindades del Centro Histórico en verdaderos laberintos en los que la muerte y el tráfico de drogas ocurren todos los días.

Dicha zona del Centro Histórico esta plagada de los llamados “halcones”, gente dedicada a avisar cualquier movimiento que ponga en peligro las actividades del grupo delictivo, para lo cual usan una complicada red de pasadizos que pueden ser mortales para los desconocidos.

La Unión en su laberinto del Centro Histórico

En diciembre del 2008, un operativo de la entonces procuraduría capitalina dejó al descubierto algo que probablemente ya sabían todos los habitantes del barrio y también de otras partes de la capital: en el número 4 de la calle Tenochtitlán encontraron una compleja red de comunicaciones que interconectaba al menos unas 16 viviendas del barrio, y en donde fueron asegurados aproximadamente 300 kilos de marihuana.

Las autoridades evidenciaron viviendas con pasillos ocultos parecidos a un túnel, escaleras empotradas en las paredes de un baño o en la estancia y que daban a las azoteas para huir de la policía ante el menor pitazo de los halcones, estratégicamente dispuestos en las azoteas del “barrio bravo”.

La Unión Tepito convirtió las vecindades del Centro Histórico en verdaderos laberintos en los que la muerte y el tráfico de drogas ocurren todos los días.

En una vivienda la policía halló una escalera en el baño conectada a una escotilla. En otro la escalera estaba en el centro de unas estancia con pinturas de los más célebres capos latinoamericanos como Joaquín “El Chapo” Guzmán  y Pablo Escobar.

Te podría interesar: Captan momento en que niños descuartizados son sacados de vecindad del Centro Histórico (Video)

Son modificaciones hechas por los mismos traficantes en los cuartos que ocupan como bodegas y narcotienditas. Desde hace años en estos inmuebles ubicados en el corazón del barrio bravo se comercializan todo tipo de enervantes.

Estos lugares son conocidos por la gente del Centro Histórico y hasta por los policías de la zona, quienes prefieren mantenerse al margen.

Desde su creación en 2010, este cártel ha tenido varios líderes que han sido abatidos o detenidos por las autoridades en distintos operativos. Algunos de los más célebres han sido Pancho Cayagua, Roberto Moyazo Esparza “El Betito” o “El Lunares”.

En 2018, fue detenido “El Betito”, por lo que se consideró como uno de sus posibles sucesores a David García “El Pistache”.

Ese mismo año La Unión ya enfrentaba otra fractura y la violencia se recrudeció con el enfrentamiento contra “La fuerza Anti Unión”, que le disputó la zona aledaña a Garibaldi del primer cuadro del Centro Histórico.

La Unión Tepito convirtió las vecindades del Centro Histórico en verdaderos laberintos en los que la muerte y el tráfico de drogas ocurren todos los días.

Al paso de los años, las operaciones de La Unión se han extendido a otros puntos de la ciudad.

Las últimas evidencias muestran que el grupo criminal tiene presencia al menos en las alcaldía de Gustavo A. Madero, Venustiano Carranza, Cuajimalpa, Azcapotzalco, Coyoacán, Benito Juárez, Cuauhtémoc, Miguel Hidalgo, Iztacalco, Magdalena Contreras, Álvaro Obregón y Tlalpan.

Aunque sus principales zonas de influencia son el Centro Histórico, La Merced, Condesa, Polanco y Zona Rosa.

JGR

Compartir

Share on whatsapp
WhatsApp
Share on facebook
Facebook
Share on twitter
Twitter
Share on linkedin
LinkedIn
Share on whatsapp
Share on facebook
Share on twitter
Share on linkedin
Noticias relacionadas