Menores descuartizados en el Centro pertenecían a la Anti Unión

Los grupos delictivos que operan en el Centro Histórico de la Ciudad de México reclutan a menores de edad para que realicen actos delictivos, tal como fue el caso de Alan y Héctor, los dos menores de edad de origen mazahua que fueron asesinados y descuartizados en una vecindad del primer cuadro capitalino.

Estos dos menores, formaban parte de una célula de 10 adolescentes (cinco hombres y cinco mujeres) que eran utilizados por la Anti Unión para cometer actos delictivos.

Te podría interesar: De asesinatos a descuartizaciones; así la delincuencia en México

De acuerdo con el diario Excélsior, vecinos y conocidos de las víctimas revelaron que dentro de este grupo de menores que operaba en el Centro Histórico también había una mujer, la cual tuvo que huir porque estaba amenazada de muerte. Del resto de los menores se desconoce el paradero.

Los dos menores asesinados en el Centro Histórico formaban parte de una célula de 10 adolescentes que eran utilizados por la Anti Unión para cometer actos delictivos.

Los 10 jóvenes se reunían en el edificio de cuatro niveles de Santa Veracruz 9, casi esquina con Eje Central, donde la Anti Unión distribuye droga.

El inmueble está localizado a casi dos cuadras de donde vivían Alan y Héctor, en el número 36 de la calle de  Pensador Mexicano en el corazón del Centro capitalino.

“Todos quieren tumbar a este grupo (Anti Unión) y principalmente a los chavos que tienen para cometer delitos, porque es un corredor (Santa Veracruz-Eje Central) natural que te conecta con Garibaldi y Tepito; por ahí se da el trasiego de droga. Es por eso que la disputa está fuerte”, explicaron vecinos que prefirieron guardar su anonimato.

Te podría interesar: Así es la vecindad donde La Unión Tepito habría asesinado a los dos menores

Centro lleno de trampas

 En tanto, la vecindad de República de Cuba 86, donde de acuerdo con las indagatorias habrían sido asesinados los menores, la mayoría de las viviendas sirven de bodegas de comerciantes mazahuas y ecuatorianos, principalmente de ropa.

Mientras que también es identificado como un punto de venta de droga la vecindad de República de Chile 54, donde Baltazar “N” fue sorprendido el 1 de noviembre pasado con cajas y bolsas, en las cuales llevaba los restos de los menores.

JGR

Compartir

Share on whatsapp
WhatsApp
Share on facebook
Facebook
Share on twitter
Twitter
Share on linkedin
LinkedIn
Share on whatsapp
Share on facebook
Share on twitter
Share on linkedin
Noticias relacionadas