Hombre muere por Covid-19 después de recorrer 7 hospitales

Héctor Hernández murió a causa de Covid-19, pero antes de haber fallecido, hizo un largo recorrido de hospitales en la Ciudad de México.

Durante la noche visitó siete hospitales en cinco alcaldías de la CDMX, hasta que finalmente fue admitido en uno; así lo informó su sobrina, Jessica García, a través de su cuenta de Twitter.

Jessica relató que su tío pudo haber contraído el coronavirus durante una visita a su hermano, Fernando Hernández, quien falleció a causa de la enfermedad el pasado 6 de mayo.

«Mi tío fue por un mueble para su papá a la casa de su hermano. Al parecer ahí fue donde se infectó porque, además, la familia de mi tío el médico, también dio positivo», comentó.

Fernando pudo haberse contagiado de Covid-19 en el Hospital General Tacuba, ya que él trabajaba como médico internista ahí, así como en el de Pemex de Azcapotzalco, en donde fue ingresado dos semanas antes de fallecer.

Cuando el médico ya estaba en el hospital, Héctor ya presentaba síntomas relacionados al virus, por lo que se aisló en su casa.

El sábado 25 de abril, Héctor se hizo una prueba en un hospital privado, misma que salió positiva. El martes 28, sus malestares empeoraron.

Tenía dificultad respiratoria, dolor de cabeza, temperatura muy alta, tos y diarrea. Sus familiares se pusieron en contacto con el número de atención a Covid-19, en donde fueron dirigidos al Hospital Belisario Domínguez, en Iztapalapa, en la alcaldía donde residía.

Así fue como inició el recorrido, a las cuatro de la tarde. Héctor Hernández iba a bordo del auto de su otro hermano, el padre de Jessica.

Al llegar al Hospital Belisario Domínguez, les dijeron que lo más probable era que tenía neumonía y les dieron un pase para el Centro Banamex, en la alcaldía Miguel Hidalgo, que fue habilitado temporalmente como un hospital para casos de coronavirus.

Al llegar, les dijeron que era protocolo que el paciente debía llegar en ambulancia y que únicamente atendían casos específicos. Se redireccionaron al Hospital Enrique Cabrera, en la Álvaro Obregón, pero les comentaron que en ese momento no se encontraban médicos especialistas en el recinto, pero que podían regresar al día siguiente.

Acudieron al Instituto Nacional de Enfermedades Respiratorias (INER), en Tlalpan, en donde les dijeron que Héctor ya estaba muy grave, pero que no tenían camas disponibles. Le ofrecieron una silla y un tanque de oxígeno en lo que se desocupaba una. Su familia lo sacó y continuaron la búsqueda.

Para este punto, ya casi eran las 12 de la noche, por lo que Jessica denunció en su cuenta de Twitter que tenía un paciente infectado con Covid-19 que no ha sido admitido en ningún hospital.

Mientras el papá de Jessica iba de alcaldía en alcaldía buscando un hospital para su hermano, Jessica utilizaba la aplicación para ver la disponibilidad de los hospitales, ella llamaba a Locatel para confirmar, en donde les decían que sí; sin embargo, en la Gustavo A. Madero únicamente admitían niños y en el Hospital General de la Villa no tenían disponibilidad.

«Me dijeron que esa era la información que tenía y que la aplicación de hospitales estaba mal porque, por ejemplo, el Hospital de Cardiología aparecía con disponibilidad, pero que ya estaba totalmente saturada. También me dijeron que en el Pediátrico de La Villa sí admitían a adultos», aseveró.

Casi a las tres de la madrugada, Héctor consiguió ser ingresado en el Hospital General de Ticomán, sin embargo, solo le dieron oxígeno y les recomendaron buscar otro lugar, ya que ahí había una lista de espera muy larga.

La familia de Héctor regresó al INER a las nueve de la mañana, en donde finalmente lo recibieron.

«Mas de 12 horas después de que mi familiar estuvo buscando hospital por tener Covid, apenas lo van a atender en el tercer hospital al que había ido pero no había médico en ese momento que lo revisara. ¿Cómo pueden permitir esos peregrinares entre hospitales?», subrayó.

Héctor Hernández falleció el lunes 11 de mayo, un día después de que su familia aún no pudiera encontrar el medicamento RoActemra, que era necesario para atenderlo.

A las cinco de la mañana, los familiares de Héctor recibieron la noticia de su fallecimiento. Su familia aún no recibía el dictamen médico, sin embargo, cremaron su cuerpo para apegarse al protocolo de coronavirus.

«Yo creo nadie debería de sufrir esa sensación de impotencia y frustración», comentó Jessica.

La esposa y los dos hijos de Fernando Hernández se hicieron la prueba de Covid-19. Todos salieron positivos, aunque son casos asintomáticos.

Jessica se siente confiada en que su papá no contrajo el virus, ya que llevaba cubrebocas, máscara y guantes.

«Se acaba de hacer la prueba el sábado y estamos esperando», comentó.

Compartir

Share on whatsapp
WhatsApp
Share on facebook
Facebook
Share on twitter
Twitter
Share on linkedin
LinkedIn
Share on whatsapp
Share on facebook
Share on twitter
Share on linkedin
Noticias relacionadas